JavaScript

viernes, 4 de marzo de 2016

NUEVO TAURINO QUE NOS DEJA.

NUEVO TAURINO QUE NOS DEJA.
Por LUIS ALONSO HERNÁNDEZ. Veterinario y escritor.
Se trata de Juan Villalta Rivas el menor de una familia numerosa de siete miembros formada por el primer taxista de Tarifa, Francisco y Joaquina Rivas, donde la igualdad de género de decantó del lado masculino en la relación de 4:3.
Un tarifeño que nacido en el año 1928 consiguió a lo largo de su longeva vida el reconocimiento no solo de sus paisanos sino del mundo artístico fuera de  nuestras fronteras consecuencia de su afición fotográfica que acabó en una profesionalidad sin par en las fotos de blanco y negro donde lograba la máxima expresividad por el juego perfecto de la luces y las sombras apoyado en el dominio del contraluz.
Afición que dimanó de la visión de las revistas en la librería que su hermana Ana regentaba junto a su esposo Eusebio en la calle de la Luz y se acrecentó cuando su cuñado, militar de profesión, le dejaba la cámara de fuelle cuando se iba de maniobras.
Juan experimentó los trucos de la fotografía y jugando con los tiempos y aperturas de exposición logró convertirse, apoyándose en los consejos de su amigo Paco Serrano y el fotógrafo algecireño Pepe Gázquez, en todo un referente en la fotografía en blanco y negro a la que consiguió ganar dinero cuando, tras pasar más de cincuenta años volvió a revalorizarse de la mano de una extranjera que le compró parte de su valiosa colección fotográfica.
Este emprendedor personaje llevó negocios de hostelería (bar El Coto) allá por los años 60 y la regencia de la tienda de comestibles Villalta, frente al mercado central, que finalmente dejó en manos de su familia.
Pero su pasión fue la fotografía con la que consiguió el primer premio en el Concurso “Fin de Semana” promovido por Televisión Española y partir de ahí le proporcionó premios como el "V Olivo de Plata" en el año 2011 por sus fotografías sobre la Semana Santa Tarifeña tras haber sido nombrado Hijo Predilecto el año anterior.
Fue Juan Villalta el fotógrafo oficial de los célebres festivales taurinos organizados por el diestro rondeño Antonio Ordóñez, donde su afición al “arte de Cúchares” le llevó a la realización de magníficas fotografías.
Compartí con él varias corridas de toros en Tarifa tanto en la plaza como a través de la Tele donde me preguntaba sobre muchos detalles del desarrollo de la lidia.
Fue el fotógrafo que me hizo el reportaje de mi boda y hoy le traigo a este blog tras haberme despedido de él en el Tanatorio y dar mi pésame a su prima Isabelita y a quien es considerado como su alumno predilecto el gran fotógrafo Manuel Rojas heredero de su valiosísima colección fotográfica.

Amigo Juan: D. E.P.   

No hay comentarios: