JavaScript

miércoles, 13 de agosto de 2014

LOS REGLAMENTOS ESTÁN POR ALGO AUNQUE SE TRATE DE OBVIARLOS.
Por LUIS ALONSO HERNÁNDEZ. Veterinario y escritor.
En los mentideros taurinos, de siempre hemos escuchado que la Plaza de Toros de Madrid es la que “da y quita en el mundo del toreo”.
¡Es totalmente cierto! Si un torero triunfa en Madrid ha solucionado la temporada, e incluso puede llegar a hacerse rico aunque en los tiempos que corremos no es “oro todo lo que reluce” en cuanto a las astronómicas cifras cobradas en otros tiempos no muy lejanos,por los toreros. En cambio si un torero se “columpia” en Madrid, es muy posible que entre en picado en el ostracismo taurino.
Claro que también hay ciertos toreros que “sin pasar por Madrid”, están ahí y se van defendiendo con el oficio de torero, ganando un dinerito que, administrado convenientemente, le permite vivir,  una vez que los años le retiren,de manera decorosa e incluso con desahogo.
"Madrid es mucho Madrid" como en otros tiempos “Curro era muchooooo Curro en Sevilla” porque sirve de referencia en todo, poniendo, como norma a cumplir, determinadas aberraciones dimanadas muchas veces de la prepotencia económica derivada de contar con un abono que permite incluso quemar toros sobreros a diestro y siniestro sin que parezca importar a la empresa sacarlos a la arena ante la más mínima avería de cualquier cornúpeta.
Eso de que: “Cuando una res se inutilizase durante su lidia de forma natural pero ostensible y grave después del segundo tercio no será sustituida”, en Madrid, "por ser Vos quien sois” no suele llevarse a efecto como hemos  podido observar  en vivo y en directo en Las Ventas con aparición de hasta SIETE SOBREROS en la arena en una misma corrida.
Una barbaridad que como en Justicia suele  sentar jurisprudencia,  resultando: que los espectadores de cualquier plaza de toros de la geografía española, independiente de la categoría que ostente, exigen SOBREROS y más sobreros como si estos salieran de una máquina de hacer churros sin tener conciencia de que el reglamento en uno de sus Artículos contempla que: “Si el número de reses a lidiar  de una misma clase fuese de hasta SEIS, la empresa deberá disponer al menos de UN sobrero en plazas de 2ª y 3ª categoría y de DOS en las de 1ª”.
Este artículo viene a cuento de lo ocurrido en la Novillada Inaugural de la Feria de Gijón donde mi buen amigo Carlos Zúñiga ha sufrido las consecuencias de esta barrabasada al haber tenido que quemar el sobrero reglamentario, en el accidente que costó el apuntillamiento de uno de los novillos jugado en tercer lugar cuando el nº 91 Garrafa 398 kilos. Del 04/11. Negro mulato con el hierro de Jandilla en la suerte de varas, protagonizada por el joven picador Alberto Sandoval, se cae, el caballo cae encima y el astado queda con la columna vertebral fracturada por lo que ha de ser apuntillado en el mismo ruedo.
Cuando el quinto novillo Nº 20  Informador 432 kilos. Del 09/10. Negro de Jandilla,  se inutiliza en el ruedo al primer capotazo de Clemente. Se descoordina totalmente en lesión de columna,. cuando un banderillero le da un capotazo al tiempo que se rompe la mano derecha a la altura del menudillo. 
El novillo se cae y el Presidente del festejo ordena el apuntillamiento.
Surge el problema porque ya no hay otro sobrero. La empresa tenía dos sobreros (uno más de lo reglamentado), pero el sobrero se mató el día anterior en corrales y ya no había tiempo material para reponerlo.
El público se queda con las ganas de Ver a Clemente que además es apoderado por el empresario de la plaza. Clemente sufre una decepción grande pero todo queda en eso porque el público de Gijón respeta a Carlos Zúñiga (Carlos García Manso) al conocer su faceta honrada de empresario.
Madrid, la todo poderosa Madrid Taurina,  ha de respetar el Reglamento Taurino no ofreciendo más sobreros que los reglamentarios para que las plazas satélites no se fijen en sus arbitrariedades.
Amigo Carlos ¡Esto ha sido un accidente pasajero!, que no debe desolarte ya que son muchos años de actividad taurina limpia y con la verdad por delante. ¡Animo amigo! que Madrid lo tiene muy fácil luchando mucho menos de la mitad de lo que tú lo vienes haciendo y estoy seguro que la Feria de Gijón, en el aspecto taurino, será todo un éxito porque te lo mereces.


No hay comentarios: