JavaScript

martes, 10 de julio de 2012

CORRIDA SDE MIURA EN LA LA FERIA DE SAN FERMÍN 2012.

CORRIDA DE MIURA EN LA FERIA DE SAN FERMÍN 2012.
Por LUIS ALONSO HERNÁNDEZ. Veterinario y escritor.

La corrida de Miura, estuvo en eso ¡en Miura! Con toros hipermétricos, largos, altos y serios, si bien menos corralones que de costumbre y con las dificultades de lidia propias de este encaste.
En el ruedo de la Monumental de Pamplona se demostraron dos cosas: que cuando hay toros en la arena no hay aburrimiento y que cuando en la lidia de un toro se hacen bien las cosas de principio al final ,éste rompe a bien.
La plaza llena hasta la bandera.
Rafael Rubio “Rafaelillo” (tabaco y oro), hubo de apechugar con los dos toros peores del encierro de la A con asas. En su primero, nº 43. Primera. 595 kilos. Cárdeno del 01/08, realizó una faena larga y valiente a un toro que nunca se empleó en los engaños quedándose en la mitad del pase. Lo recibió con un farol de rodillas en terreno de tablas de la que el toro sale suelto, y a la vuelta, lo administra una larga cambiada de rodillas en el mismo terreno. Sigue por verónicas que son rematadas con una media en el centro del ruedo.
En varas Antonio Muñoz se agarra arriba y pega al toro que aprieta con la cabeza alta. Para la segunda entrada Rafaelillo lo deja como a tres metros de la raya de fuera delimitadora de suertes y cuando el toro se arranca, el piquero se limita a señalar el puyazo por indicación del matador.
En banderillas destacan tanto el lidiador Ramón Moya como los rehileteros José Mora y Pascual Mellinas que prenden buenos pares de garapullos.
Rafaelillo” brinda al público y recibe la ovación pertinente. Comienza su faena de rodillas doblándose por ambos pitones para vaciarlo con un pase de pecho sobre la derecha que dobla con el de la izquierda.
Muleta en la diestra. Serie de tres redondos en los que el toro no humilla, un molinete y remate con el pase de pecho sobre la mano derecha y dobla con el de la izquierda.
Dos redondos en el remate de los cuales el toro pega un tornillazo con la cara a media altura. Dos nuevos redondos de ejecución demasiado rápida que remata con el de pecho despegado sobre la mano derecha seguido de un desplante ante la cara del toro sin confiarse.
Dos molinetes de rodillas a los que siguen dos redondos con tornillazo en el remate por parte del toro.
Muleta en la zurda. Ayudándose del simulado para evitar los estragos del viento que sopla con fuerza, dos naturales despegados. En el tercero el toro se orienta por lo que el torero le administra unos pases por alto sin justura que remata con el pase de pecho sobre la mano izquierda seguido de un desplante ante la cara del toro.
Reposo de toro y torero.
Un molinete al que sigue dos buenos redondos que el toro impide el remate con el de pecho al engancharle la muleta.
En la suerte contraria logra una estocada ligeramente contraria de la que el toro dobla. Mellinas acierta al tercer intento de puntilla.
Al ser arrastrado el toro la ovación saca a “Rafaelillo” al tercio para saludar.
Reportaje gráfico de lo acontecido en este toro.








































Su segundo fue un “toro de hule” pero que el diestro murciano evito el olor a cloroformo por estar, más que puesto, en la lidia de estos uros.
Era el cuarto de la corrida. El toro de la merienda. Nº 41. Vagoneta. 560 kilos. Castaño entrepelado del 03/08 de Miura.
Tras desdeñar los dos primeros capotazos de “Rafaelillo” se da una vuelta al ruedo. A la vuelta el murciano se estira en una buena verónica por el pitón izquierdo de la que el toro sale suelto para emplazarse en los medios. Allí va por él “Rafaelillo” para administrarle una serie de capotazos que remata con una media.
Pica Juan J. Esquivel quien se agarra arriba. El toro aprieta con la cara alta y el piquero lo pega. Lo saca el banderillero que lidia y lo deja en el capote del matador quien con un capotazo lo deja en la segunda entrada. En esta ocasión Esquivel se agarra en el costillar izquierdo muy caído.
En banderillas, Moya deja un gran par a pesar de las dificultades del toro. Pascual Mellinas las deja arriba. Cierra Moya con un solo palo arriba. Lidió Juan Mora.
Rafaelillo” con dos pases contrarios saca al toro a los medios. Tres redondos muy despegados porque el toro repone mucho en el remate de los pases. Sigue con dos redondos que remata con el de pecho sobre la derecha y dobla con el de la izquierda.
Serie de redondos donde ha de perder cinco pasos entre pases porque el toro acosa. Cuando medio lo deja, se posiciona el matador y le administra nuevos redondos algunos de los cuales resultan desarmados en el remate porque el toro se revuelve con mucha rapidez.
Prueba al natural. Un natural ayudado del simulado que resulta enganchado en el remate. Otro natural robado. ¡“Rafaelillo” no ve la manera de hincarle el diente a este peligroso Miura!
Lo vuelve a intentar sobre la mano izquierda pero como lo ve imposible comienza aliñarlo.
En la suerte natural mete la mano con una gran habilidad y logra una gran estocada en todo lo alto. El toro está rodado sin puntilla.
Reportaje gráfico de lo acontecido en este toro.


























Fernando Robleño (rosa y oro) toreó muy bien a su primero con técnica torera cuasi perfecta que no fue apreciada por un público, bullicioso y preocupado de beber y yantar, al faltar emoción a la faena.
Es el nº 10. Redondo. 570 kilos Cárdeno, jirón, calcetero del 04/08 con el hierro de Miura. Robleño lo recibe con una larga cambiada en terreno de tablas. Seguidamente se estira por verónicas ganándole terreno y cuando lo tiene en los medios remata con una media, buena.
Pica Francisco Plaza quien se agarra arriba tras rectificar cuando el matador lo lleva con lances por delante templados.
Tras sacarlo el banderillero, Robleño lo lleva a la segunda entrada en la que Plaza vuelve a agarrarse arriba. El banderillero oportuno lo saca de la cabalgadura mientras Robleño solicita el cambio de tercio que presidencia concede.
En banderillas con lidia de Ecijano parean; Juan Carlos García quien deja un buen par arriba a pesar de que el toro le espero en exceso. Juan Cantora con facilidad deja el par arriba. Cierra tercio Juan Carlos García quien al sobaquillo deja el par arriba.
Robleño tras brindar al público y recibir la ovación de rigor, comienza la faena doblándose por ambos pitones al tiempo que lo gana terreno. Cuando lo tiene entre las dos rayas remata con dos pases por alto sobre ambos pitones.
Muleta en la derecha. Dos buenos redondos. En el último, el toro pierde las manos. Se posiciona nuevamente el matador y logra tres excelentes redondos que, tras cambio de muleta por la espalda, remata con el de pecho sobre la mano izquierda.
Sigue al redondo en serie de tres excelentes que, tras cambio de muleta por la espalda, remata con el de pecho sobre la izquierda.
Con la muleta en la zurda y ayudándose del simulado debido a que el viento molesta en exceso, serie de tres naturales que remata con el pase de pecho sobre la mano izquierda.
Nuevamente la muleta en la derecha. Tres buenos redondos. En el último el toro pierde las manos. Tras posicionarse nuevamente, logra tres excelentes redondos que, tras cambio de muleta por la espalda, remata con el de pecho sobre la izquierda. Repite serie con el mismo remate sobre la zurda.
Nuevamente la muleta en la zurda. Serie de tres buenos naturales ayudados, que remata con el de pecho sobre la mano izquierda.
La muleta en la diestra. Tres buenos redondos que, tras martinete, remata con el de pecho sobre la mano derecha y dobla con el de pecho sobre la izquierda.
Como el too se para, entre los redondos que está administrando hace el péndulo para animarle a embestir. Remata finalmente con el de pecho sobre la mano derecha.
Entra a matar en la suerte contraria, logrando media estocada en todo lo alto. El toro se va a las tablas. Capoteo de los banderilleros. Toma el descabello. Le saca el estoque. Falla en el primer intento y recibe un arreón impresionante. Acierta al segundo intento.
¡Gran actuación la de Fernando Robleño! Cuando el toro es rrastrado recibe una ovación.
Reportaje gráfico de lo acontecido en este toro.








































Su segundo fue un toro que reponiendo y gazapeando de continuo, le ganó siempre la acción al madrileño haciendo misión imposible el lograr dos muletazos seguidos y que gracias a ser torero curtido en mil batallas de este tipo pudo salir más que airoso de este difícil trance.
Es el quinto de la tarde. Nº 4. Carnelito. 640 kilos. Sardo, coletero del 01/08 de Miura.
Desdeña el primer capotazo de Fernando Robleño y se da una vuelta al ruedo. A la viuelta el matador lo baja el capote para que el toro se fije y humille y cuando lo tiene en el centro del ruedo remata con una media verónica.
Pica Alfonso Doblado a un toro que le entra regateando por lo que se agarra muy caído. En la segunda entrada no le permite colocar la puya porque el toro se defiende con la cara arriba. Aprovecha cuando está apretando el peto, para colocar la puya arriba y pegarle fuerte.
Robleño con unos capotazos por la cara sin cruzar, lo lleva a la segunda entrada. El picador se agarra arriba y lo pega a conciencia. El toro no se ha empleado.
Demasiados capotazos al toro por parte de Juan Carlos García como de Robleño.
En banderillas con lidia de Juan Carlos García parean; Ecijano clava un buen par. Juan Cantora no deja ninguna arriba. En la segunda entrada prende un par excesivamente delantero. Cierra Ecijano quien pasa en falso en la primera entrada y en la segunda cuadrando en la misma cara las deja arriba por lo que es aplaudido.
Robleño comienza su faena de muleta, doblándose por ambos pitones a media altura, porque el toro no humilla. Y con dos pases por alto lo saca a los medios donde el toro pierde las manos. El toro gazapea en exceso y Robleño le mueve la muleta en toques fuertes tratando de que se fije en ella. En medio del gazapeo continuo le roba dos redondos que resultan enganchados en el remate. Aprovechando el gazapeo le enjareta dos buenos redondos. El toro se para. Toma distancia el diestro y le roba dos redondos en el segundo de los cuales el toro, en el remate, le pone los pitones en el cuello. Nuevo redondo que, tras cambio de muleta por la espalda, remata con el de pecho sobre la mano izquierda. El toro gazapea con más continuidad y no deja posicionarse a Robleño. ¡Así no hay manera de dar un muletazo en condiciones!
El miura no solo gazapoea de continuo sino que ahora repone al final de los muletazos.
Lo intenta con la muleta en la izquierda ayudándose del simulado, pero el toro también repone por ese pitón. Le roba una serie de naturales sueltos que remata con el pase de pecho sobre la mano izquierda.
Con la muleta en la diestra le roba tres buenos redondos y seguidamente se va a por el estoque de matar, mientras Juan Carlos García que se ha quedado con el toro le da dos capotazos.
En la primera entrada en la suerte natural, pinchazo arriba que encuentra hueso. En la misma suerte, estocada caída de la que el toro dobla para que el puntillero acierte a la primera.
Reportaje gráfico de lo acontecido en este toro.
















 
Y con estos mimbres, únicamente Javier Castaño (blanco y oro), salió triunfador con corte de una oreja que debieron ser dos si el presidente de la corrida hubiera sido un profesional de esto y no un concejal impuesto por esa política que tenemos hasta en la sopa diaria.
El balance final de la corrida fue: “Rafaelillo”; ovación y silencio, Fernando Robleño; ovación y silencio y Javier Castaño; una oreja y ovación.
Voy a relatar pormenorizadamente la faena del triunfador de la tarde Javier Castaño en su primer toro.
Sale el tercero de la tarde. Nº 35. Intruso. 565 kilos. Castaño entrepelado del 03/08. El toro desdeña los dos primeros lances de saludo de Javier Castaño. Cuando vuelve le administra unos lances enseñándole a embestir antes de dar una verónica, buena y recibir una colada por el pitón izquierdo
Al picador Tito Sandoval, se arranca con alegría. El piquero se agarra arriba. El toro aprieta con la cara alta para finalmente salir suelto de la suerte.
En la segunda entrada Tito Sandoval se agarra delanterito en un buen puyazo a un toro que aprieta.
En banderillas Marco Galán es quien lidia y parean; David Adalid quien ha de pasar en falso porque el toro no hace nada por él. En la segunda entrada prende un buen par corriendo bastante riesgo. El tercero Francisco Javier Rodríguez al sobaquillo, las deja arriba. Cierra tercio Adalid quien muy valiente ante un toro que le espera, las deja arriba.
Javier Castaño pide una silla que sale del callejón y comienza su faena de muleta sentado en ella. Tres muletazos por alto que son ovacionados. Se va al centro del ruedo y con la muleta portada en la mano derecha, cita al toro. Cuando se arranca, le administra una serie de cuatro excelentes redondos que remata con el pase de pecho sobre la mano derecha.
Da oxígeno al toro. Tres buenos redondos en los que el toro repone. Da distancia al toro. Dos excelentes redondos que, tras martinete, remata con el pase de pecho sobre la mano derecha.
Muleta en la zurda. Tres naturales aislados porque el toro no repite la embestida. El toro se para. Se posiciona nuevamente Castaño para lograr tres naturales ligados que remata con el de pecho sobre la mano izquierda.
Dos redondos buenos en los que el toro repone en el remate. ¡No es este el pitón bueno del toro!
Muleta en la zurda. Serie de seis excelentes naturales que remata con el pase de pecho sobre la mano izquierda. Gran ovación del público.
Molinete de rodillas que remata con un pase de pecho de rodillas sobre la mano izquierda seguido, ya en pie, de un pase de pecho sobre la mano izquierda.
Nueva serie de cuatro excelentes naturales. Se cambia la muleta de mano delante de la cara del toro y remata con el pase de pecho sobre la mano derecha.
Tras tomar el estoque de matar, va en busca del toro. Un pase por alto. Tira el estoque y con la muleta en la izquierda administra un natural. Se cambia la muleta por la espalda y da un redondo. Vuelve a cambiarse la muleta por la espalda y administra un natural y así dos serie seguidas que remata con el pase de pecho sobre la mano derecha. Enorme ovación.
En la suerte natural, entrando muy derecho, logra una estocada de la que el toro dobla. El puntillero necesita cinco golpes de puntilla para acertar.
Los pañuelos pueblan los tendidos de la Monumental de Pamplona, pero el presidente remolonea en la concesión de la primera oreja para no tener que conceder la segunda.
¡Extraordinaria faena de Javier Castaño a un Miura que ha sido infravalorada por el presidente de la corrida!
El Alcalde de El Sol pone a Castaño el pañuelo en el cuello.
Reportaje gráfico de lo acontecido en este toro

































































En su segundo toro que es el sexto de la tarde, esto es lo que ocurrió:
Nº 20. Malacito. 630 kilos. Negro mulato del 01/08. De salida remata en los burladeros a los que es llamado. Javier Castaño se estira por verónicas sobre ambos pitones para rematar con una media sobre el pitón derecho.
Lidia Adalid quien le anda muy bien para atrás. Ahorrando capotazos, hasta llevarle al burladero de suertes.
Pica Fernando Sánchez. A su jurisdicción lleva Castaño al toro en acción que resulta laboriosa. Cuando entra el piquero se agarra delanterito y el toro sin apretar se duerme bajo el peto. Lo saca Adalid y lo deja en el capote de Castaño quien templándole perfectamente lo lleva a la segunda entrada. Vuelve a agarrase arriba Sánchez y el toro que tampoco aprieta.
En banderillas con lidia de Adalid parean; Galán quien prende un buen par. Francisco Javier Rodríguez por no pasar en falso deja una arriba. Cierra tercio Galán dejando una sola banderilla muy trasera.
La faena la comienza Javier Castaño con dos pases por abajo. Sigue por arriba hasta sacarlo fuera de las dos rayas bajo las `protestas del toro que le engancha la muleta en el remate de los muletazos.
Dos redondos a media altura, enganchados en el remate. Dos nuevos redondos aceptables que, tras martinete, remata con el de pecho sobre la mano derecha. Dos nuevos redondos, uno más bueno que, tras martinete, remata con el de pecho sobre la mano derecha.
Muleta sobre la izquierda. Ayudándose del simulado, administra dos naturales. Sin ayudarse tres naturales que resultan enganchados en el remate. Pases por alto encadenados
Con la muleta en la diestra, baja la mano y logra tres buenos redondos que, tras martinete, remata con el pase de pecho de rodillas sobre la mano derecha y dobla con el de la izquierda.
Con la muleta en la zurda, tras un natural ayudado, logra dos buenos que remata con el de pecho sobre la izquierda.
Muleta en la derecha. Tras hace el péndulo para que el toro se fije en la muleta le administra dos buenos redondos. El toro se para. Vuelve a hacer le péndulo. Dos redondos que vacía por arriba resultando enganchados en el remate.
Logra una gran estocada de la que el toro dobla. Castaño recibe una gran ovación cuando el puntillero acierta a la primera.
Reportaje gráfico de lo acontecido en este toro.































Otras fotos de la corrida.













No hay comentarios: